Bienvenidos a Semanario Analisis Digital
puntos
19/06/2017 -  tiempo  3' 28" - 542 Visitas Avanza la investigación Denuncia contra dirigentes de UPCN y De la Rosa: “Las pruebas confirmaron la hipótesis de la apertura de la causa”, dijo Taleb
Click para Ampliar
Resta un reconocimiento en rueda de personas y las pericias de los cuatro teléfonos celulares.
“Las pruebas producidas confirmaron la hipótesis de la apertura de la causa”. La definición la dio el fiscal Gamal Taleb, que junto a su par Laureno Dato, llevan adelante la investigación penal preparatoria en la causa por coacciones en perjuicio de la directora de la Colonia de Salud Mental de Diamante, Noelia Trossero, y en la que están imputados cinco dirigentes de la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN) y el exministro de Salud, Ariel de la Rosa. “La causa está casi lista”, señaló Taleb. Y adelantó que lo que resta por delante es un reconocimiento en rueda de personas y las pericias de los cuatro teléfonos celulares que se secuestraron a los dirigentes de UPCN José Zarza, Carina Domínguez y Zunilda Suárez. Los otros dos sindicalistas implicados son Fabián Monzón, quien es director del Instituto Obra Social de la Provincia de Entre Ríos (Iosper) y Guillermo Barreira. Todos están imputados por el delito de coacción agravada en perjuicio de la directora de la Colonia de Salud Mental. De la Rosa, en tanto, tiene una doble imputación: coacción agravada y coacción agravada en coautoría con los dirigentes sindicales que viajaron a Diamante a presionar para que una funcionaria reincorporase a una empleada a la que se le había cortado la suplencia extraordinaria. Se trata de la enfermera Yanina Migueles, delegada de UPCN, con un expediente abierto en Salud por haber suministrado de forma errónea la medicación a pacientes de la Colonia de Salud Mental de Diamante.

Los fiscales Taleb y Datos tienen plazos definidos: el juez de Garantías de Diamante, Julián Vergara, les impuso un plazo de 30 días para concluir la investigación penal preparatoria. Deben hacerlo antes del 7 de julio. Y por delante, tienen la audiencia de revisión de la prisión preventiva que se aplicó por 15 días a tres dirigentes de UPCN: Monzón, Barreira y Zarza. Será el lunes 26. Mientras, no descartan ampliar la investigación y, eventualmente, las imputaciones.

“Puede que de las pericias a los teléfonos aparezca la figura de un instigador”, planteó el fiscal Taleb a Entre Ríos Ahora.

“Los teléfonos son clave, y por eso pedimos los peritajes”, aseguró.

El jueves 15, declaró como imputado el exministro De la Rosa. Lo hizo ac0mpañado de sus abogados, Leopoldo Lambruschini y Julio Federik.

De la Rosa rechazó las acusaciones: dijo que no coaccionó a Trossero, que no mandó, tampoco, a los dirigentes de UPCN, a hacer cumplir una resolución que había firmado y por la cual obligó a la directora de la Colonia de Salud Mental a reincorporar a la enfermera delegada sindical.

Los cargos formulados en su contra por los fiscales surgen de la investigación tras la detención de los cinco dirigentes de UPCN por las amenazas proferidas a la directora de la Colonia de Salud Mental de Diamante.

A De la Rosa la Fiscalía de Diamante le imputa dos hechos: coacción agravada por haber amedrentado a Trossero, en forma telefónica, comunicación que la funcionaria escuchó con el celular en altavoz en presencia de testigos, para que diera marcha atrás con una resolución que adoptó y que supuso la baja de una suplencia extraordinaria a una delegada de la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN). Se trata de la enfermera Yanina Migueles, quien, según Trossero, tiene dos investigaciones abiertas en el Ministerio de Salud, una por administrar medicamentos en forma errónea a los pacientes alojados en la Colonia de Salud Mental.

Eso ocurrió el martes 6. El miércoles 7, cinco dirigentes de UPCN, gremio que fue soporte de De la Rosa en Salud, viajaron a Diamante y presionaron a Trossero para que cumpliera la orden del exministro, que le había impuesto recontratar a la enfermera Migueles. En medio de un escándalo, el secretario adjunto del sindicato, Fabián Monzón, quien es uno de los siete directores del Instituto Obra Social de la Provincia de Entre Ríos (Iosper), José Zarza, Guillermo Barreira, la secretaria gremial Carina Domínguez y la dirigente Zunilda Suárez provocaron una batahola en el hospital diamantino que obligó a la intervención de la Policía.

Los cinco terminaron en la cárcel, con prisión preventiva. El viernes 9 hubo una audiencia en los Tribunales de Diamante. Entonces, el juez de Garantías, Julián Vergara, les impuso 15 días de prisión preventiva domiciliaria a Monzón, Zarza y Barreira; Domínguez y Suárez fueron puestas en libertad. El lunes 26, a las 9, habrá una audiencia de revisión de la prisión, y los fiscales Taleb y Dato ya analizan plantear una prórroga de la medida.

El viernes 9, ocurrieron dos hechos: la Justicia imputó a De la Rosa en los hechos que protagonizaron los dirigentes de UPCN, y además el exministro presentó su renuncia al cargo.
Enviar Imprimir
ULTIMA EDICIÓN
Deportes
Servicios
Envianos
tu noticia
Las mas leídas
Analisis Digital | Director | Denuncias | Contáctenos |  Pagina de Inicio |  Agregar a Favoritos |